Atreverse a descubrir los diferentes tipos de Malbec

“Cuando los consumidores piensan en Malbec, solo un país viene a sus mentes: Argentina”, dice Eric Asimov, crítico de vinos del New York Times, y está en lo cierto.

A pesar de que esta uva es oriunda de Francia, se convirtió en la cepa emblema de la Argentina, que es el país con mayor superficie cultivada de Malbec en el mundo y fue el primero en tener una denominación de origen controlada en América (Malbec Luján de Cuyo). Sin embargo, la mayoría de sus habitantes no conocen los diferentes estilos de Malbec que se producen en su país.

En el mundo, nuestra cepa insignia es famosa por tener color profundo, sabor impactante, jugosidad exuberante y una textura aterciopelada en su final. Nuestros malbecs son opulentos y vigorosos, y surgen de terroirs muy diversos, ubicados a lo largo de la cordillera de los Andes, en provincias que van desde Salta hasta la Patagonia.

IMG_3736
Gentileza Fondo Vitivinícola de Mendoza

El Malbec encuentra su mejor versión en zonas de elevada amplitud térmica y suelos arenosos. Por este motivo, aquellos que son producidos en Argentina se destacan sobre todo por sus taninos, los cuales son sedosos, gentiles, dulces y envolventes.

Si bien el consumidor promedio compra sus vinos en base al precio, siguiendo una recomendación o pensando en maridarlo con una comida especial, es interesante aprovechar que el 17 de abril fue el Día Mundial del Malbec para atreverse a reconocer las diferencias y riquezas de los malbecs nacionales.

Decimos entonces, que el Malbec de Luján de Cuyo se caracteriza por su color rojizo e intenso, fuerte expresión mineral y notas entre las que aparecen frutos negros y especias dulces. Buenos ejemplos de ello son vinos como República del Malbec de Riccitelli Wines (Vistalba) o Norton Lote A (Agrelo).

Continuando en territorio mendocino, que es donde se concentra el 86% de los cultivos de Malbec, viajamos al Valle de Uco, donde esta cepa tiene una textura más clásica, con notas especiadas, taninos firmes, gran longevidad y aromas florales en nariz y boca. Entre los sugeridos para probar están: Alluvia Parcel de Doña Paula (Gualtallary) o Sol Fa Soul Malbec de Marcelo Pelleriti Wines (La Consulta, Vista Flores).

IMG_3796
Gentileza Fondo Vitivinícola de Mendoza

En el Norte del país, en tanto, la altura y las altas temperaturas aportan aromas de frutos más maduros así como taninos firmes y dulces. Una botella para iniciarse en esta región puede ser Colomé Reserva Malbec (Salta).

Mientras que en el Sur, más concretamente en Neuquén y Río Negro, el frío y la menor altitud contribuyen a que la uva retenga acidez y por ende, este vino tenga notas de frutas negras maduras y un poderoso acento mineral. Algunos ejemplos son: Familia Schroeder Malbec (Neuquén) o Íntimo Malbec de Bodega Humberto Canale (Río Negro).

Entonces, ¿qué mejor plan para cualquier noche de abril que: descorchar un Malbec y maridarlo con una buena carne roja, una tabla de quesos o una contundente pasta?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s